El Oasis de Tito

Jordi Alba logro el gol in extremis

Se acerca el final de este espejismo. El Barça de Tito, este equipo que lo ha ganado todo en Champions, y solo ha concedido un empate en liga, está cerca de su fin. Los números conseguidos por Vilanova están lejos de la imagen que el equipo ofrece. Un equipo no puede sumar sus puntos con partidos locos,  sin seguridad defensiva y con pocas ideas en ataque.

El Barça de Tito Vilanova nada tiene que ver con el de Guardiola, aquel que salía al campo y arrollaba a sus equipos, que no concedía ocasiones. El de Tito recuerda más al Dream Team de Cruyff, que sumaba un sin fin de goles en contra y vivía partidos épicos de grandes goleadas, una opción que no tiene sitio en el fútbol actual. El fútbol de hoy penaliza a los equipos que viven del desorden y suman sus victorias en el tiempo de descuento.

El tiempo corre en contra del equipo de la ciudad condal, que pudo salvar el choque con el Spartak en el minuto ochenta, culmino la remontada en el Sanchez Pizjuan en el 93 y ayer volvió a lograr la hazaña en el 94. Ya no quedan más minutos de descuento para lograr la victoria. Pronto el gol en el último instante no entrará, y los tres puntos pasarán a ser solo uno, quedándose en cero cuando la remontada sea una obra fuera del alcance de unos jugadores que llevan meses desafiando al cronometro, un esfuerzo que tarde o temprano pasará factura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: